Sobreviviente

The Infernape
Estudiante de la Academia
Estudiante de la Academia
Avatar de Usuario


Mensajes: 5
Registrado: Dom Jul 10, 2016 3:47 pm
x 1
Sexo: Masculino - Masculino

Sobreviviente

Mensaje #1 por The Infernape » Mié Oct 12, 2016 9:27 pm

Sobreviviente
Prologo: Sin respuestas.


“Van a casarte, Uzumaki Naruto.”

Unos ojos azules, normalmente vibrantes y llenos de energía, estaban ensombrecidos, incluso contemplativos. Era un espectáculo para la vista del peli rubio, esos ojos azules pertenecían a un niño de tan solo siete años, aunque no había nadie cerca para verlo.

Una ráfaga de viento agitaba suavemente el cabello del niño mientras observaba el pueblo desde la escultura de piedra del Yondaime Hokage.

Sus ojos observaban el pueblo, pero no era la torre Hokage, la biblioteca, la academia ninja o cualquier otro edificio que se notase a simple vista. Solo se dedicaba a observar los contornos borrosos de los numerosos Shinobi que entraban y salían del complejo Uchiha. Un clan compuesto por orgullosos Shinobi que ahora estaba cubierta con la sangre y los cadáveres de sus ahora casi inexistentes miembros.

Y él conocía al hombre que había cometido tal crimen.
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

“¿Qu-que?” las cortas palabras salieron sin ser invitadas. El niño había experimentado algunos momentos aterradores en su corta vida, no era para menos ver como algunos aldeanos habían orquestado un intento de asesinato cuando tenía cuatro años. Pero esto había subido en la lista.

Esos ojos rojos eran tanto impresionantes como aterrador, tanto que su intensidad quemaba.

“Van a casarte, Uzumaki Naruto” hablo Itachi Uchiha. Su voz era casi monótona, carente de emociones y la inflexión que utilizaba comúnmente. “Van a cazarte. Ellos te encontraran. Y van a matarte”.

El terror que sentía solo aumentaba cuando observaba la sangre salpicada en la armadura que el ANBU llevaba, el niño se dio cuenta de la advertencia que el Shinobi le estaba dando “¿Po-por qué?... ¿Por qué me cuentas todo esto?” Pregunto Naruto con voz temblorosa.

“Para que te sirva como advertencia. Los que te cazaran son muchos y de habilidades de gran alcance, algunos mucho más poderosos que yo” el adolecente continuo ante el silencio del niño. “Llegará un momento en que la protección del Sandaime no será suficiente, un momento en el que ni siquiera las murallas de esta aldea te protegerán. Te lo advierto para que estés listo cundo llegue ese día”.

Naruto estaba en un trance de miedo, ni siquiera podía asentir en aprobación por las palabras antes dada por el adolecente.

“¿Quién?” Pudo articular. Mental mente se reprimía por demostrar debilidad ante el joven, a pesar de que realmente no podía evitarlo. Toda la aldea estaba llena de gente cuya animosidad apenas podría romperlo, así que ¿Cómo podía este solitario adolecente inspirar tal miedo en él?
Itachi se detuvo, batiéndose entre contestarle o no al niño, pero al final contesto “Akatsuki, y un hombre llamado Uchiha Madara.”

De repente la sensación de muerte inminente y el terror disminuyo, ahora solo estaba confundido. El ANBU por otra parte desactivaba su Kekkei genkai mientras desaparecía en silencio en una ráfaga de viento.
Sus palabras de despedida fueron más un susurro que se desvanecía en la brisa.

“Sobrevive, Uzumaki Naruto”.
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

No podía dormir. Eso lo llevo a donde estaba ahora, sentado encima de la cabeza de piedra del mayor héroe de Konoha, bueno no era como si ese lugar fuese desconocido para él ya que era uno de los pocos refugios del niño, ese era un lugar donde podía estar solo y pensar lejos del juicio de los aldeanos.

Aunque había pasado tiempo sin visitar el lugar ya que prefería jugarles bromas pesadas a los aldeanos desprevenidos, en lugar de sentarse y pensar. Pensar era aburrido, y a menudo doloroso.

Mientras que muchos, incluso sus compañeros de clase, diría que estaba confirmada su falta de inteligencia, esas afirmaciones estaban lejos de ser cierta. Aunque no era el Kunai mas afilado. Naruto estaba lejos de ser poco inteligente. Solo que él prefería dedicaba a otras actividades.

Y cuando decía que pensar era doloroso era porque siempre era inevitable llegar a pregunta, preguntas difíciles, preguntas dolorosas y preguntas que nadie parecía querer contestar. Ni siquiera el viejo Sandaime le facilitaba respuestas y él era de las personas que no le gustaba tener preguntas sin respuestas.

Pensar daba lugar a preguntas como: ¿Quiénes fueron sus padres, y por qué nadie parece saber quiénes eran? ¿Por qué un hombre de negro trato de matarlo hace tres años? ¿Porque todo el mundo lo odiaba, hasta el último aldeano?

Con estas preguntas que plagaban su joven mente, no sería una sorpresa para nadie que el chico intentara siquiera a pensar, quien lo haría después de todo.

Mas esta vez era diferente.

Esta vez, no había manera de evitar las preguntas, aunque estas fuesen diferentes. ¿Quién era ´Akatsuki´? ¿Quién era Uchiha Madara?

Naruto sentía que no podía preguntar al el Sandaime. Después de todo él no podía responder preguntas fáciles como quienes eran sus padres ¿Por qué el anciano sería capaz de responder esto?

¿Y por qué Itachi le había advertido? De momentos los pensamientos de Naruto giraban en torno a eso. Conocía al ANBU y quien no, mientras algunos lo elogiaban diciendo que era un genio. Otros lo maldecían con violencia por la masacre que había logrado sin ayuda.

El hecho de que el verdugo del clan Uchiha le había advertido de las personas que lo iban a matar logran van preguntas muy confusa, y de repuestas mucho más tentadora.

No era la primera vez que se confundía tan solo tenía siete años. Pero no era una sensación que le gustase. Necesitaba respuestas, y las necesitaba rápidamente, antes de saber qué rumbo tomaría su vida. Inesperadamente, las palabras de su Sensei vinieron a su mente el hombre conocido como Iruka les había dado una clase anteriormente y decía que: “la información es la columna vertebral de un verdadero Shinobi. Sin ella, un ninja puede pasar de estar vivo a muerto en tan solo unos segundos”.

Ya sabía qué camino seguir, necesitaba reunir información y establecer un plan de acción. De acuerdo con Itachi, su vida estaba en peligro. Y esto era algo que debía tomarse en serio, incluso más en serio que sus travesuras diarias y su sueño de ser Hokage.
No podía improvisar como de costumbre.

Sus ojos azules mostraban una nueva de terminación, Naruto volteo su atención a un edificio circular que era conocida como la Gran Biblioteca de Konoha, no era un lugar que frecuentara a menudo.

Los recuerdos de su última visita a la Biblioteca se dieron a conocer, Naruto se rasco la parte posterior de la cabeza, dejando escapar una risa nerviosa sin saberlo, disipando la tención de su cuerpo decidió seguir el camino hasta la Biblioteca. Esto podría ser más difícil de lo que se avía imaginado.
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

A medida que cruzaba las calles en dirección a la Biblioteca el niño observaba como alguna persona ya empezaba a abrir sus locales, él sabía que debía pasar desapercibido por eso había utilizado el Henge no Jutsu, le había llevado dos meses poder controlarlo, pero por fin lo consiguió dominar.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Su primera vez en conocerlo fue es su denominado ´espionaje patentado´. Se había escapado de la clase con el fin de ver a algunos de los estudiantes más grandes practicar las técnicas, mientras pasaba inadvertidamente oía a los instructores hablar sobre el Henge.

Ahora, Naruto era mucho más inteligente que sus compañeros de clases y su profesor le daba crédito por eso, pero no estaba al nivel de poder realizar ingeniería inversa o alguna técnica que por solo ver y escuchar algunos vagos consejos la pudiera realizar. Su segundo objetivo había sido la Biblioteca.

Había pensado que Suzume-sensei iba a tener un ataque al corazón cuando le pregunto dónde encontrar algo que le ayudase con el Henge. La Chunin dio un montón de peros para no ayudar al estudiante de bigotes, pero había sido incapaz de encontrar una buena excusa suficiente para rechazar al rubio.

A partir de ahí habían sido nada más que interminable hora de entrenamientos mientras trataba de averiguar los secretos detrás del Henge. Pero le estaba llevando más tiempo que a una persona normal, pero la fortuna le sonrió cuando escucho una conversación entre una estudiante mayor y su instructor.

Al parecer, la aprendiz utilizaba demasiado chakra para que el Henge funcionara correctamente, y el instructor aconsejo a la niña para hacer el ejercicio de pegar una hoja en su frente, con el fin de limitar el flujo de chakra en el Jutsu.

El libro no decía nada de eso, así que fue un golpe de suerte toparse con aquella joya de información.

Una vez terminado de controlar el ejercicio de la hoja, el rubio descubrió que tenía una gran cantidad de chakra, más que cualquiera de sus compañeros de curso, por lo menos. El Henge ahora era mucho más fácil de dominar ya que esta se había reducido a simple concentración.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Y así, se encontraba una vez más en la biblioteca, observando desapasionadamente el símbolo del fuego en la entrada. Tomo un mechón de pelo castaño entre sus dedos, una rápida comprobación para asegurarse de que el Henge todavía estaba en vigor, antes de caminar con confianza.

Al abrir las puertas dobles de cristal Naruto hiso una mueca ante el olor a viejos pergaminos y papel. Se movía rápidamente ya que quería pasar el menor tiempo posible en ese lugar. Se adentró en las instalaciones hasta llegar a detenerse frente a un semicírculo de madera, su presencia fue notada por una chica atractiva de pelo castaño que no parecía tener más de trece años.

“¿Puedo ayudarlo?” pregunto cortésmente, su voz tenía un tacto agradable. Una sonrisa apareció en su rostro estaba seguro de que si tuviera su verdadera forma no sería tratado tan amable mente.

Naruto apenas detuvo el ceño fruncido. Había sido esta chica la que le había negado la entrada hace un tiempo atrás, antes de intentar lo del Henge.

“¿Dónde puedo encontrar información sobre el clan Uchiha?” pregunto, usando su mejor mirada ¨inocente¨.

La chica no se inmuto cuando pidió la información del clan. Talvez él no era el único que buscaba información acerca de ellos después de su prematura casi extinción. “por aquí por favor” dijo con una sonrisa. Era una sonrisa bonita.

Siguió a la chica atractiva hasta la mitad de la Biblioteca en donde había un lugar designado como ´clanes´. Por lo poco que sabía Naruto de la Biblioteca en esa área estaba toda la información no clasificada de varios clanes ninjas de Konoha. La información estaba lejos de ser publica, aunque a menudo contenía una pequeña cantidad de información sobre técnicas de los clanes más conocidos. La mayoría, sin embargo, abordaba la historia de los clanes.

Con suerte eso era todo lo que necesitaba Naruto.

En silencio agradeció a la niña bonita por haberle ayudado para después recibir una oferta de ayuda en lo que necesitase. Su nombre era Mai.

Él tentativamente abrió el libro que la asistente había conseguido para él. El libro era de historia al igual que todos los demás, comenzó desde el principio. Era un libro general, se trataba de información de antes y durante la fundación de Konoha.

Fue bastante la sorpresa al encontrar el nombre de Madara Uchiha en la primera página.

Naruto suspiro pesadamente. El libro afirmaba que Madara había sido uno de los fundadores de Konoha, junto con Senju Hashirama, Shodaime Hokage de Konoha. Eso lo hacía incluso más viejo que el Sandaime por unas pocas décadas. Este iba a ser uno de esos días.

Eso, por supuesto, creaba mas preguntas. Naruto dudaba que Itachi lo hubiera engañado intencionalmente. Naruto había tenido algunos encuentros con los Uchiha antes de ´esa´ noche, y simplemente no estaba en la naturaleza del adolecente estoico dar información errónea. El joven había sido el epitome del profesionalismo. Sin mencionar que estaba en ANBU. Toda la aldea sabía que esos tipos no tenían sentido del humor.

Con casi todas las vías agotadas, la mente del joven Naruto se vio obligada a envolverse en la idea de que Itachi se había equivocado, o que Madara realmente estaba vivo.

En cualquier caso, tenía trabajo que hacer. Incluso si Itachi estaba equivocado con Madara, Naruto no creía que fuese un error acerca de que una organización secreta este tras su cabeza. Itachi había dicho que incluso algunos miembros eran más fuertes que él. Ahora, Naruto no tenía una idea real de que tan fuerte era Itachi, el acabo con la elite de Konoha y en solitario. Debía de poseer grandes habilidades. Si esas personas más fuertes que Itachi fueran detrás de él…Naruto se estremeció. No quería pensar en lo que podría suceder.

Demonios, ni siquiera sabía si estos misteriosos asesinos eran incluso más fuertes que el Sandaime. Hace dos meses no habría contemplado esa idea. El viejo era el Hokage. Él era el más fuerte. Los dos últimos meses de observación y formación habían abiertos sus ojos, sin embargo, el mensaje de Itachi no había hecho mucho para ayudar a mantener estable su visión del mundo.

La verdad del asunto era, el viejo estaba, bueno, viejo. Claro está que la edad no significaba debilidad, todavía era el Hokage después de todo, pero ser viejo no le hacia ninguna mejora. No físicamente, al menos. No podía recordar cuantas veces el anciano le había predicado acerca de cómo un Shinobi tenía que usar su mente en igual condición, o más, que su cuerpo.

Naruto estaba empezando a ver que esto era necesario.

Itachi era un pensador, si todo lo que había escuchado del prodigio últimamente era cierto. El viejo era un pensador, un gran pensador o esa era lo que decía Iruka-sensei cuando hablaba de él en sus largas clases de historia. Maldición ese hombre Madara talvez también era un pensador. Si estaba vivo, que era dudoso. El libro decía que había perdido una pelea con el Shodaime, y nunca más se volvió a ver otra vez, entonces el debió a ver sido lo bastante inteligente como para sobrevivir y desaparecer durante tanto tiempo.

Naruto negó con la cabeza, cerrando el libro lentamente, mirando desapasionadamente como el aire se desplazaba y agitaba las páginas de los libros en la mesa. Mirando hacia afuera, se dio cuenta de que el sol se había movido de su posición, eso significaba habían pasado un par de horas. Como odiaba pensar.

Al salir del gran edificio, sus ojos se encontraron automáticamente con el rostro del Yondaime Hokage. Su ídolo. Sacudió la cabeza, nada iba hacer los mismo nunca más. Su gran sueño de ser Hokage parecía insignificante en comparación con lo sucedido anteriormente. Ahora, sin embargo, debía sobrevivir. Suspiro profundamente, se estaba volviendo un patrón.

Echando un vistazo alrededor de la calle, Naruto observo a la multitud en movimiento. Ni uno solo miraba en su dirección. Eso no era nuevo. Pero realmente era sorprendente lo solo que podía estar entre esa multitud.

Inesperadamente frunció el ceño y se preguntaba ¿qué les había hecho a estas personas? Además de un par de bromas inofensivas, lo ignoraban incluso antes de eso.
“Concéntrate”. Tenía cosas mucho más importantes de que preocuparse ahora.

“Akatsuki”.

Probo el nombre de su nuevo enemigo. La determinación se propago por todo su cuerpo, encendiendo sus nervios. Él les enseñaría, a todos, sean aldeanos, ninjas o incluso el propio Madara Uchiha, de que no moriría no sin dar pelea.

Uzumaki Naruto no moriría no sin luchar.
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Naruto exhalo lentamente. Estirando la rodilla, sin dejar de mantener la pierna en el aire, volvió a dar otra patada con la misma lentitud.

Había estado haciendo mucho de eso últimamente. Su nueva determinación a sobrevivir había despertado sesiones de entrenamiento intenso. Por desgracia, sus instructores en la academia habían sido menos intenso en cuanto a su entrenamiento se tratase. Le habían dicho que necesitaba una base más sólida antes de que pudiera aprender las técnicas avanzadas. Naruto estaba empezando a ver lo que eso significaba.

Antes, los habría ignorado sin perder su cara de genialidad innegable. Pero por desgracia, al parecer había dado una mala impresión en sus maestros que no estaban dispuesto ayudarlo, incluso cuando pidió alguna clase de apoyo. Al parecer los había molestado. Y allí estaba el, tragándose su orgullo y poder avanzar en sus habilidades, y al resto simplemente no les importaba. ¿no le pagaban para enseñar? Pero bueno era el después de todo.

Al parecer tenían asuntos más importantes que atender.

Había considerado hablar con el Hokage, seguro que el haría que lo ayudaran, pero había vacilado. La advertencia de Itachi
todavía resonaba en su cabeza

“Llegará un momento en que la protección del Sandaime no será suficiente…”
Si no podía resolver un pequeño problema como este sin la ayuda del viejo, ¿Cómo iba a ser capaz de sobrevivir contra un grupo de ninjas asesino que buscaban su muerte? Él se preocuparía de sus propios problemas.
Eso naturalmente lo llevo a donde estaba ahora: entrenando las Katas de taijutsu de la academia. Bueno, más bien tropezando. Resulta que el auto aprendizaje de taijutsu no era tan fácil como él pensaba, ya que no podía estar seguro si estaba haciendo los movimientos correctamente. Las posturas eran difíciles, una base firme era imposible de saber, no estaba seguro cuando bloquear y el mayor problema de todas las maniobras más simples estaban fuera de su alcance.

Aprende Taijutsu de un pergamino era malísimo.
Se sentó en la hierba con suavidad, mientras sacaba una bolsa de vendajes. Comenzó a envolver sus manos. Cuando no entrenaba los katas solamente golpeaba un árbol. Era aburrido, sin sentido y tedioso, pero ayudaba a fortalecer los puños y era por lo tanto útil.

Si era útil. Eso era parte de su nuevo Nindo, su camino ninja.
Puñetazos, por lo menos sabía que eso lo estaba haciendo correctamente, pensamientos melancólicos y negativos era algo que a Naruto no le gustaba tener la mayor parte del tiempo, que sin duda no ayudaba a mantener los ánimos en lo que respecta a sus nuevos objetivos. Justo el otro día Yamanaka Ino se ofreció ayudar con el taijutsu, un hecho no muy común.

Pero bueno, aunque dos personas se preocuparan por él era suficiente, aunque le molestaba. Su antiguo sueño de reconocimiento y aceptación se estaban convirtiendo en recuerdos lejanos cuando notaba el odio en las personas de Konoha para con él.

Una furia se disparó atreves de él. ¿Qué había hecho? ¿Qué diablos había hecho para merecer tal odio? Pero supongo que no había ninguna respuesta.

Toda esa furia se canalizo hacia su puño y con un brutal ´Thunk´, Naruto retrocedió antes el dolor, toda esa ira contenida en un solo golpe. Ni siquiera se había astillado la madera del tronco. “¡Kamy maldita sea!” maldijo en voz baja. El acuno su brazo derecho en su cuerpo, viendo como la sangre se filtraba atreves de sus vendajes.
Salto de sorpresa cuando una mano se posó en su hombro. Lo que veían sus ojos era algo extraño.
“¡Mi corazón se calienta al ver a alguien que tenga el poder de la juventud!” dijo el hombre. Estaba vestido con leotardo verde, probablemente hecho de expande, calentadores en las piernas de un color naranja, y un chaleco Jounin de Konoha. Pero sin embargo no era eso lo que le sorprendía, lo único que podía ver eran esas cosas encima de sus ojos estaba seguro de que tenía que ser orugas, no había otra explicación para esas cejas tan grande.

“¿Quién eres tú?” preguntó Naruto, ¿Quién necesitaba tacto? Era un niño de siete años.
Su nombre era Maito Gai así fue como se presentó además de hacer unas extrañas poses, que solo aumentaban la confusión del niño. “No podía dejar de ver tus practica de Taijutsu. Un buen entrenamiento para alguien tan joven como tú, pero…” termino inclinando hacia un lado la cabeza.

El niño levanto la cabeza violentamente observando al hombre. “¿Hay algún problema con mi Taijutsu, Maito-san?” pregunto, sintiendo un poco de alegría al ver que alguien se interesaba en su entrenamiento. Además, el hombre vestido de verde era fuerte, de eso no cabía duda en la mente del niño, y si estaba dispuesto a ayudarlo…
“Me temo Naruto-kun.” Naruto no se había presentado en ningún momento. “Que el Taijutsu es un arte que necesita ser enseñado desde el Sensei al estudiante, y es por eso que no has avanzado casi nada hasta ahora.” La voz de Gai había adoptado una serenidad. “¡Pero no te preocupes, porque yo la Bestia Verde de Konoha estaría más que feliz de supervisar tu entrenamiento ya que la LLAMA DE LA JUBENTUD arde en tu interior con la intensidad de mil soles!”.

Naruto no estaba muy seguro de lo que el hombre quería decir con bestia verde o la llama de la juventud, pero estaba bastante seguro de que él había ofrecido a enseñarle. Y eso era algo que no iba a dejar pasar.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Un mes, Cuatro semanas, Naruto estaba seguro que iba a recordar estas últimas semanas. La molestia, dolores si eso más que nada los dolores casi interminables. Gai se había impresionado por su resistencia, pero Naruto sabía que podía hacer mucho más.

En verdad el hombre se merecía su apodo. Era una maldita bestia de hecho.
Cuatro semanas de solamente entrenamiento de taijutsu, no podía estar más feliz con su progreso. Había sido intenso en el inicio, con la esperanza de impresionar al Jounin, pero eso había provocado que las intensidades del entrenamiento se triplicaran después de eso.
Maito Gai. Un maestro del Taijutsu. No EL maestro del Taihutsu, si los registros no mentían. El hombre era el mayor experto de Konoha en esa particular rama de las artes ninjas. También era un Jounin formidable. Y estaba ubicado en los primeros lugares del TOP TEN de Konoha.

Y el solo había decidido ayudarle, solo porque decía que el niño poseía ´la llama de la juventud´. Era increíble talvez él podía tener algo de suerte a veces.

El hombre de verdad sabia sobre su tema. Las posturas dejaron de ser rígidas, sus bloqueos y guardias se solidificaron. Puñetazos, patadas y otras maniobras se volvieron fluidas con las enseñanzas del hombre. Su velocidad había aumentado también. El excéntrico Jounin había tenido la amabilidad de comprarles un conjunto de pesa para sus piernas, pero no todo era entrenamiento su nuevo sensei había hecho hincapié en el concepto de descanso adecuado. No sería bueno para sí mismo lastimarse por morder más de lo que podía masticar.

En realidad, él no podía tener más suerte, su nuevo sensei le había hecho una invitación permanente a entrenar junto con el y su ´joven estudiante´ e iba a explotar esa invitación tanto como fuera posible.

Él sabía que estaba lejos de ser un maestro del Taijutsu. Probablemente ni siquiera era el mejor de su clase; ese honor pertenecía al enigmático Uchiha Sasuke, genio certificado. Aun así, su breve tiempo bajo la tutela de Gai lo había colocado en la mitad de la tabla por lo menos, como había demostrado en las últimas semanas. Era probablemente mejor que eso, pero era mejo mantener una actitud humilde no dejar que el ego se le suba a la cabeza. Además, tener una base sólida era la clave para el éxito futuro.

El Taijutsu no había sido lo único en lo que Gai le había ayudado. Su precisión lanzando Kunai y Shuriken habían mejorado, su técnica había sido ineficiente al parecer. No era malo podía hacer el trabajo, pero perdía una gran cantidad de energía potencial tras lanzar, y la precisión era difícil de conseguir.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Algo de su ira había amenazado con Salir mientras cerraba la puerta de su pequeño departamento. Él había aprendido la técnica de lanzamiento en la academia. Él se ajustó a la forma en como los sensei le habían enseñado. Y si reprochaba estaba seguro de que dirían cosas como “Su habilidad inferior a la de sus compañeros se debe a su falta de atención y practica”. Era cuestionable.

Que desperdicio había sido la lucha por reconocimiento a sus siete años de vida. Todavía lo hacía hasta cierto punto, ya que solo era un niño emocionalmente abandonado, pero ahora tenía cosas mucho más importantes por la cual preocuparse.

El juego había cambiado. La lucha por el reconocimiento y la atención de un pueblo antagonista no tenía lugar en su lucha por sobrevivir. Fue un cambio refrescante en su mente.

Naruto se dio cuenta un poco extrañado de que sus pies le habían llevado a la Academia. Realmente se había perdido en sus pensamientos. Sus instructores de la academia probablemente tendrían que recoger sus mandíbulas del suelo si supieran lo mucho que estaba pensando en estos días. Le molestaba la horrible visión que tenían de él. Y probablemente no cambiaría por algún tiempo, aunque sospechaba que su nuevo esfuerzo atraería la atención de toda la clase. Guardaba las esperanzas de que sería una buena clase.

Se sentó en su asiento habitual y con un movimiento de cabeza y una sonrisa saludo a Inuzuka Kiba. El niño canino era no de sus amigos en cuanto a bromas se tratase.

“¿Alguna idea de que va a hablar Iruka-sensei hoy?” pregunto Nara Shikamaru con brusquedad. El niño era uno de los más inteligente del salón. Y también era perezoso, una rara combinación que solo se veía en el clan Nara. Él pensaba que ese clan pertenecía a las personas más perezosa de todo Hi no Kuni. Akimichi Chouji no estaría de acuerdo. El piensa que son las personas más perezosas de todo el Shinobi no Sekai.

El chico gruño. Era evidente que era demasiado ´Problemático´ contestar. El dormí era un trabajo a tiempo completo para Shikamaru, al igual que comer lo era para Chouji.

La clase fue aburrida, no era todo el tiempo, Naruto admitía que Chunin de la cicatriz sabia lo suyo, pero podría hacer un esfuerzo de motivar un poco más la clase. Y no ayudaba que casi siempre diera información que le ayudarían en nada mas allá de las pruebas de la academia. ¿realmente necesitaba saber lo enigmática que fue la esposa del Shodaime? No todo el mundo era Haruno Sakura o Ino Yamanka.

Una suave sonrisa apareció en la cara del rubio mientras pensaba en la rubia.

Después de la clase, Iruka comenzó con la clase de armas. Cada estudiante tenía su propio blanco y debían acertar seis Shuriken, el tamaño del objetivo era estándar. La práctica solía durar media hora y era supervisada por Iruka y su ayudante Mizuki. Mientras que los dos instructores hacían su camino atreves del grupo de estudiantes y corregirlos cuando les convenía. Naruto era dejado para el final, y a veces su ´Instrucción´ era cortada cuando terminaba la clase.

Le podía hacer frente a eso a hora que su precisión había sido mejorada.
El sonrió con satisfacción mientras recuperaba el aliento, se había vuelto más hábil en sus lanzamientos. Cuatro de los seis dieron en el blanco y los dos restantes apenas se habían desviado unos milímetros, antes apenas hubiera acertado uno. Esto era un gran avance con tan solo un poco de entrenamiento.

El proceso era lento, pensó mientras retiraba las Shuriken de los blancos, pero estaba progresando bastante bien.
Volvió a la línea de tiro, lanzo las seis estrellas de nuevo, esta vez una a una, logro acertar cinco además de que intento un efecto e hiso rebotar una entre otra logrando ángulos perfectos y dando en el blanco. Su sonrisa amenazaba con dividir su cara cuando vio como las cejas de Iruka se arqueaban a mas no poder.
“¿Qué le pareció eso, Iruka-sensei?”. El hombre de la cicatriz puso fin a la práctica sin una respuesta. Naruto no le dio importancia y volteo su rostro hasta sus blancos.

Tendría que trabajar en ese truco, le podría servir algún día, aunque sospechaba que podría ser más fácil con Kunai. Ya que eran cortos, grandes y pesado, por lo que era más fácil afectar el vuelo mientras se mantiene un objetivo. Las Shuriken eran demasiado ligeras como para ese tipo de espectáculos.

Después de la práctica de tiro, la clase se trasladó al centro del campo de entrenamiento designado por la academia. Eso significa que era el momento para los combates. El uno a uno era visto por toda la clase. Una vez que se terminara la lucha, el instructor, ya sea Iruka o Mizuki les daban pequeño consejo a menudo de estrategia y lo que podría funcionar y no habían hecho. Los instructores siempre estaban disponibles para ayudar, sin embargo, si tu nombre era Naruto Uzumaki ese hecho cambiaba.

Las peleas procedieron sin incidentes. Kiba hacia demasiado énfasis en los ataques frontales. Shikamaru era demasiado defensivo. Chouji dejaba muchas aberturas. Sakura necesitaba más potencia de perforación. Ino necesitaba un corte de pelo, aunque no mucho. Shino era demasiado rígido con sus movientes. Hinata dudaba mucho, sin embargo, con su Jyuuken compensaba la mayor parte de sus otros defectos.

El final, se había reducido a Naruto y Sasuke. Naruto no sabía el significado de cliché, pero talvez este escenario lo describía. Iruka-sensei talvez estaba intentando bajarle los humos. Uchiha Sasuke ere denominado como el genio de la nueva generación, ni Kiba ni Shino habían podido contra él. Pero eso a Naruto muy poco le importaba.

Los dos niños se observaban, se les había alentado de utilizar el medio ambiente a su favor. Hasta que l fin Iruka dio comienzo a la pelea.

Naruto rebotaba sobre las puntas de sus pies mientras los estudiantes se alejaban a un lugar más seguro. La lección de Gai acerca de dar siempre el primer golpe resonaban en su mente. La iniciativa podría decidir el resultado de una pelea.

Naruto salto hacia adelante, con la esperanza de robar esa iniciativa, su pierna derecha se disparó en el aire de modo perfecto, pero no golpeo nada más que aire ya que Sasuke paso por debajo de ella.

El chico de pelo negro no espero a que Naruto se recuperara, lanzando una patada al pecho del pelirrubio desde su posición baja. El rubio bloqueo con ambos brazos cruzados, pero hiso una ligera mueca cuando el golpe fue conectado. Sasuke no era mucho más grande que él, pero el golpe fue duro. “No importa”. Pensó Naruto con fiereza.

Su aterrizaje fue menos elegante del que le hubiese gustado, pero logro recuperar el equilibrio. Ahora no era momento de desconcentrase ya que apenas pudo mover la cara hacia la izquierda para evitar el golpe de Sasuke. El aire desplazado susurraba sobre su piel mientras se adentraba en la defensa del Uchiha, logrando conectar un golpe solido en la cara de Sasuke.

El Uchiha se sorprendió de haber sido golpeado, pero no lo demostró, se impulsó con velocidad rompiendo la defensa del Uzumaki y devolviéndole el golpe. Los dos se separaron rápidamente, Naruto contenía las lágrimas de dolor. Miro ferozmente a su oponente.

El combate se empezó a desarrollar con mayor velocidad, cada uno buscando una abertura casi inexistente en la guardia del otro. Naruto, hasta ahora, estaba totalmente satisfecho con el encuentro. Había comprobado su crecimiento.

Había estado observando las peleas del Uchiha en los últimos meses, había podido desarrollar algo cercano a una estrategia. Los mejores planes eran los flexibles. Su primera esperanza era haber tomado la iniciativa. Ese intento había fracasado con bastante facilidad, y a hora tenía que volver a evaluar sus opciones.

Con el anterior ataque noto que la defensa del Uchiha era buena, pero no tan buena, así que salto dentro de la protección del niño mas grande, pero, en lugar de inmediato, se medió hacia adelante. Sasuke reacción instintivamente, colocando su brazo derecho en defensa, pero no estaba preparado para lo que sucedió a continuación. Naruto lo tomo por el estómago, tumbándolo al suelo, sin perder tiempo Naruto realizo una llave tomando el brazo izquierdo y amarrando sus pies por el cuello del Uchiha.

Sasuke intentaba soltarse, pero Naruto no se lo estaba dejando fácil. Con su brazo izquierdo golpeo el estómago de Naruto provocando que este le liberara, después Sasuke se levantó y cargo hacia adelante, Naruto hiso una vuelta hacia atrás y de inmediato dio una patada rastrera que el Uchiha evito saltando y propinándole una patada en el estómago a Naruto que cayo contra el suelo como un saco de papas.

Pero Naruto era más pequeño y ligero que Sasuke, y había logrado posicionarse perfectamente en la parte superior de su oponente, asegurándose de que Sasuke no pudiera maniobrar con su cuerpo hasta cierto punto. Se inclinó hacia adelante y pudo aterrizar varios golpes en el niño.

La victoria estaba su alcance, simplemente estaba esperando que Iruka lo consagrara ganado, pero de un momento a otro sintió que unas piernas se abrochaban en su cuerpo, parpadeo confundido cuando vio una mueca de victoria cruzar la cara de Sasuke.

Sus ojos se empañaron un poco. “Eh, el cielo es muy azul, ¿verdad?” pensó. Pero Iruka aprecio interrumpiendo su vista del cielo azul. “¡Neh, Iruka-sensei! Esta arruinando mi hermosa vista del cielo”. Se quejó en voz alta. Los sonidos de las risas llegaron hasta sus oídos, y volteo la cabeza para ver a sus compañeros.

“Levántate, Naruto” exigió Iruka. Naruto se dio cuenta de que no era tan duras como de costumbre. No le dio importancia. De mala gana obligado por el Chunin, se levantó.

“Espero que hallas aprendido la lección, una pele no termina hasta que te cerciores de que tu oponente haya caído” dijo el instructor con rigidez. Naruto simplemente asintió en aceptación.

Además del erro antes mencionado por Iruka tuvo otro erro, estuvo todo el encuentro atacando por debajo de la defensa de Sasuke, eso significaba que le había dado la respuesta a Sasuke de cómo ganarle, ya que el pelinegro utilizo la misma táctica que él. el ojinegro había demostrado ser bastante bueno, y la manera en la que le arrebato la victoria de las fauces. Hiso una mueca cuando recordaba lo sucedido en el combate.

Los ojos azules buscaron a los ónix alrededor del campus y pudo ver a Sasuke con una bolsa de hielo en su mandíbula. Miraba torvamente a los que trataban de ayudarlo. Al parecer el no necesitaba ninguna ayuda. Pero el dolor en su cara no estaba de acuerdo.

Mientras Naruto trataba de llamar la atención del heredero del clan, asintió, con la esperanza de transmitir el mensaje de ´buena batalla´. Sorprendentemente, Sasuke asintió con la cabeza hacia atrás.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Naruto ya tenía doce años y estaba tirado en el suelo y literalmente estaba escupiendo tierra.

Era un acontecimiento raro, afortunadamente. El sabor de la hierba y la suciedad no era algo a lo que Naruto quisiera acostumbrarse. Por desgracia, su compañero de entrenamiento tenía otra idea.

Naruto ni siquiera se inmuto cuando esquivo un puñetazo. Tenía bastantes moretones que venían de esta lucha. Y él no iba a dejar que Sasuke lo hiciera comer tierra nuevamente.

El rubio se movía evitando las patadas que su compañero de entrenamiento lanzaba a diestra y siniestra. Se veía casi coreográfico.

El trabajo de pies cambio, las posturas fluía, y Naruto salto hacia adelante con la fuerza de un cañón, su peso y el chakra que fluía libremente atraes de u codo extendido. El aire silbaba en su orea mientras Sasuke solo fu capaz de redirigir el golpe. El codo había golpeado su hombro derecho, y le hiso dar vueltas. Pero Naruto no se detuvo se impulsó una vez más y dándole una patada en el estómago al Uchiha lo mando a bolar en dirección a un árbol. El niño logro enderezarse en el aire, y aterrizar con gracia. Naruto solo pude ver una estale azul y unos ojos reojos para después sentir como era agarrado por el pecho y era golpeado contra el suelo.

Los ojos azules se estrecharon y Naruto suspiro por dentro. Sasuke había activado su Sahringan no hace menos de un año; lo había logrado gracias a que en uno de sus entrenamientos el pelinegro fue llevado ´probar sus limite´ o eso había dicho el Uchiha. Podía decir con total honestidad que odiaba esos ojos. Ya era difícil mantener a raya al heredero del clan Uchiha, a hora que había activado su Kekkei Genkai. Era casi imposible, solo ´casi´.

La superioridad de Taijutsu de Sasuke había desaparecido el último año, gracias a las sesiones de entrenamiento de manera global con Gai-sensei. Eso no quería decir que no podía mejorar aún más. Era solo que en cuanto a la curva de aprendizaje ya había superado a Sasuke con crese. Pero el Sasuke era un Genio después de todo.

El Uchiha había hecho una de la de las decisiones más inteligente de su vida una vez que había activado su Dojutsu. Había decidido no dejar que el mundo supiera acerca de ella. Algo que Naruto aprobó de todo corazón. Un Shinobi siempre debe tener sus secretos. Al igual que Naruto no permitiría que Sasuke supiera que el llevaba un conjunto de pesas en sus pies y brazos durante su entrenamiento.

No era bueno rebelar su carta de triunfo además de seguro Sasuke también tendría uno que otro secreto.
Los dos corrieron en la misma dirección de frente, de inmediato los dos lanzaron golpe que cada uno detuvo. Se separaron con la misma rapidez, dejando un pequeño espacio entre ellos. Cada uno esquivaba los golpes del otro, Naruto por un margen menor que Sasuke. Los dos lanzaron una patada que se reunieron en el centro y cada niño hiso una mueca de dolor.

Saltaron hacia atrás, los dos se miraban, cada uno evaluando al otro. Naruto sonrió. “¿Bien?”.

“hmm” Sasuke asintió. Los dos se relajaron inmediatamente.

Naruto se derrumbó pesadamente contra un árbol cercano; Sasuke se unió un momento después. “No está mal, en mi humilde opinión”.

Sasuke bufo. “Como si tu opinión importase, yo nunca tomaría en cuenta la opinión de un tipo que se viste casi completamente de naranja y que solo come Remen”.

“¡No es mi culpa que nadie reconozca que el color naranja es el mejor del mundo!” no se molestó en refutar la segunda parte de la declaración.

“¿Por qué lo usas?”.

“Yo solo lo uso… durante los entrenamientos” Naruto se apagó sin convicción. La verdad era, que el naranja era un color horrible para un Shinobi. Le había tomado alrededor de un año a Naruto comprenderlo.

“De todos modos… devuelta al tema”.

“hum”. La respuesta fue casi elocuente en su sencillez. Naruto siempre envidiaba la serenidad de Sasuke siempre demostraba. “

No está mal supongo. Los golpes son más fuertes, mas precisos. También te has vuelto más rápido”.

Naruto asintió con seriedad, apreciaba la sinceridad de su compañero. A los dos les gustaba ir directo al grano. “Gracias.

Bue no en cuanto a tu progreso, ha logrado incluir alguno nuevos movimientos desde la última vez, tú también te has vuelto mucho más rápido”.

“Oye… ¿Gai-sensei te ha enseñado algo nuevo?”.

Naruto se encogió de hombros “Estoy trabajando en algunas cosas, pero más que nada en mi control de chakra”.

“¿Algo útil?” la idea de que Naruto aprendiera una nueva técnica, y luego copiarla era algo interesante para el Uchiha.

“Tal vez.” Ahora Sasuke estaba realmente interesado. Naruto no desviaba preguntas muy a menudo. La no tenía la capacidad mental o la personalidad, en opiniones de Sasuke por lo menos. Su evasión hablaba mucho de lo útil que podría ser la técnica,

Sasuke sabía que no debía presionar, sin embargo.

“Bueno… ¿A la misma hora mañana”? pregunto Naruto

“¿Es una pregunta, idiota?” contesto Sasuke para después marcharse tranquilamente mientras era observado por Naruto.

Pero cuando Sasuke ya estaba a una distancia considerable volteo a ver a Naruto “Hey Uzumaki. Trata de no fallar mañana”.

“Tú también idiota”. Ellos dos… pues eran amigos después de todo.

Mañana era el comienzo de su carrera como ninja, era vergonzoso admitir que estaba nervioso. No para el examen de graduación, era el segundo de su clase por una buena razón. No él estaba nervioso porque cada paso que daba era un paso más para enfrentarse a sus enemigos.

“Akatsuki.” Pensó con odio. No sabía quiénes eran. No sabía lo que estaban buscando. Todo lo que sabía era que lo único que lo salvaría de morir era el volverse fuerte. Cada minuto de cada hora de cada día que había pasado entrenando era para estar listo cuando tuviera la inevitable confrontación contra la organización.

Y estaría listo. Créanlo.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
0 x

jok-kun
Sannin
Sannin
Avatar de Usuario


Mensajes: 1046
Registrado: Mar May 24, 2016 10:06 pm
Ubicación: En algún plano de la existencia mirando el cielo y preguntándome...¿qué es la vida?
x 15
Sexo: Masculino - Masculino

Sobreviviente

Mensaje #2 por jok-kun » Dom Oct 16, 2016 1:28 pm

Buen y largo inicio, sé que no soy el más apropiado para hablar de esto(ya que en mis fics pasa mucho) pero revisa revisa la ortografía a veces hay palabras mal escritas como JUBENTUD EN VEZ DE JUVENTUD o verbos mal conjugados. Otro consejo usa los -....- para los diálogos (el texto entre guiones) y sepáralo de los párrafos extensos así la lectura se hace más fácil ejemplo -Bueno ¿a la misma hora mañana?- Preguntó Naruto mientras el Uchiha....etc

Sasuke observó al Uzumaki con el seño fruncido por escuchar semejante y tan tonta pregunta tomó aire y se dispuso hablar con su seriedad habitual.

-¿Eso es una pregunta, idiota?- Hablo Sasuke respondiendo la pregunta del rubio con otra cargada de sarcasmo, puesto que la interrogante del biondo se respondía sola...

Y los pensamientos puedes hacer lo mismo y para diferenciarlo de los diálogos simplemente ponemos entre comillas o cursiva como quieras vos así el lector sabe mejor lo que lee y se distingue que es un pensamiento y que es un diálogo además llegado el momento cuando lleguen los Caps de reflexión de personajes en los que uno como autor intenta construir lo que quiere del personaje haciéndole pensar esos están cargados de diálogos y pensamientos y usando tu estilo actual serían muy pesados de leer

No soy un experto, tampoco te lo tomes a mal solo son simples consejos.

Por otro lado volviendo al fic me gusta la historia que estás construyendo, la advertencia de Itachi, como razona Naruto y comienza forjar sus camino, la ayuda de gai y la construcción de la amistad de sasuke y el rubio en base a reconocerse como oponentes, y sobre todo el leve deje que dejaste en el aire de que esta historia será Naru-Ino, un inicio interesante y prometedor sin duda.

Nos vemos y espero futuros Caps para ver cómo se da la cosa a futuro y decirte (que no se la haz leído desde tu último post) que mi historia The Last Storm ha sido actualizada bastantes veces y ya está en su primera saga si no leíste los nuevos Caps espero que cuando puedas lo hagas y me dejes tu opinión que como escritor de fics siempre es importante la opinión del lector para mejorar

Nos vemos y hasta luego
0 x
"...No hay mejor espejo que refleje al hombre que sus propias palabras..."
Imagen

The Infernape
Estudiante de la Academia
Estudiante de la Academia
Avatar de Usuario


Mensajes: 5
Registrado: Dom Jul 10, 2016 3:47 pm
x 1
Sexo: Masculino - Masculino

Sobreviviente

Mensaje #3 por The Infernape » Lun Oct 17, 2016 4:14 am

jok-kun escribió:Buen y largo inicio, sé que no soy el más apropiado para hablar de esto(ya que en mis fics pasa mucho) pero revisa revisa la ortografía a veces hay palabras mal escritas como JUBENTUD EN VEZ DE JUVENTUD o verbos mal conjugados. Otro consejo usa los -....- para los diálogos (el texto entre guiones) y sepáralo de los párrafos extensos así la lectura se hace más fácil ejemplo -Bueno ¿a la misma hora mañana?- Preguntó Naruto mientras el Uchiha....etc

Sasuke observó al Uzumaki con el seño fruncido por escuchar semejante y tan tonta pregunta tomó aire y se dispuso hablar con su seriedad habitual.

-¿Eso es una pregunta, idiota?- Hablo Sasuke respondiendo la pregunta del rubio con otra cargada de sarcasmo, puesto que la interrogante del biondo se respondía sola...

Y los pensamientos puedes hacer lo mismo y para diferenciarlo de los diálogos simplemente ponemos entre comillas o cursiva como quieras vos así el lector sabe mejor lo que lee y se distingue que es un pensamiento y que es un diálogo además llegado el momento cuando lleguen los Caps de reflexión de personajes en los que uno como autor intenta construir lo que quiere del personaje haciéndole pensar esos están cargados de diálogos y pensamientos y usando tu estilo actual serían muy pesados de leer

No soy un experto, tampoco te lo tomes a mal solo son simples consejos.

Por otro lado volviendo al fic me gusta la historia que estás construyendo, la advertencia de Itachi, como razona Naruto y comienza forjar sus camino, la ayuda de gai y la construcción de la amistad de sasuke y el rubio en base a reconocerse como oponentes, y sobre todo el leve deje que dejaste en el aire de que esta historia será Naru-Ino, un inicio interesante y prometedor sin duda.

Nos vemos y espero futuros Caps para ver cómo se da la cosa a futuro y decirte (que no se la haz leído desde tu último post) que mi historia The Last Storm ha sido actualizada bastantes veces y ya está en su primera saga si no leíste los nuevos Caps espero que cuando puedas lo hagas y me dejes tu opinión que como escritor de fics siempre es importante la opinión del lector para mejorar

Nos vemos y hasta luego


Pues de verdad muchas gracias por su comentario y bueno siempre estoy abierto a sugerencias como la que hiciste y la tomare en cuenta ya que lograr que un gran autor como lo eres tú leyera esta historia pues es un gran logro. En cuanto a lo de tu historia la leeré nuevamente ya que estuve un tiempo grabé de salud y no pude continuar con el hilo de la historia, pero ahora que estoy mucho mejor y me pondré al corriente. Sin más preámbulos e implementando tus consejos aquí el siguiente capitulo.
0 x

The Infernape
Estudiante de la Academia
Estudiante de la Academia
Avatar de Usuario


Mensajes: 5
Registrado: Dom Jul 10, 2016 3:47 pm
x 1
Sexo: Masculino - Masculino

Sobreviviente

Mensaje #4 por The Infernape » Lun Oct 17, 2016 4:31 am

Capítulo 1: El día más esperad ¡La Graduación!

Su cuerpo estaba ya alerta al momento de que su alarma sonara. Sus ojos azules estaban firmes mientras observaba con seriedad su habitación. El techo todavía era blanco por lo menos, el papel pintado se estaba despegando en una que otra parte. Y el sol se filtraba por las persianas demasiado delgada. Esto era su casa.

Naruto se sentó adormilado, mientras apagaba su despertador o como él le llamaba “su pesadilla”.

Naruto odiaba las mañanas. Se deslizo sobre sus zapatillas mientras se levantaba. Monto una olla de agua para empezar a hacer su té matutino, mientras se dirigía al baño para completar su rutina. Una ducha y una taza de té después, sus ojos azules tenían su habitual intensidad. Que permanecería así durante las siguientes 10 horas por lo menos.

Fue siete minutos después de la siete cuando el rubio decidió marcharse de su hogar, se puso unos pantalones negros tipo ANBU, una franelilla blanca con un símbolo en espiral en su abdomen de color naranja y en sima de ella una chaqueta negra manga larga con líneas naranjas que empezaban desde sus hombros hasta sus manos (imagínense el atuendo de Boruto solo que las líneas cambian de rosa al naranja y la franelilla) sus sandalias ninja habituales de color negro completaban su vestimenta. Después de vestirse Naruto empezó a buscar en su cómoda un conjunto de pesos para pies y manos los cuales escondió en sus tobillos y muñecas cuidadosa mente, ese había estado siendo su secreto y quería que siguiera permaneciendo de esa manera.

Las luces estaban apagadas y sus principales aparatos habían sido desenchufados, analizo Naruto mientras salía de su apartamento. El arrendador no necesitaba otra excusa para cobrarle demás por la electricidad. Aplico una pequeña cantidad de chakra para cambiar su apariencia con el Henge, y así comenzó a tejer su camino a través de tráfico de la mañana ocupada de Konoha.

El joven Uzumaki había descubierto que realizando la técnica podía convertir sus mañanas en momentos placentero, ya que de esta manera podía visitar lugares en donde pudiera desayunar. Ya que a Uzumaki Naruto no se le permitía la entrada, pero en donde al peli castaño, ojos marrones Koemi Lee no tenía tales problemas.

El comía su desayuno alegremente mientras atravesaba a los aldeanos en su camino. Una sonrisa se dibujó en su rostro mientras disfrutaba la sensación de no ser el centro de atención. Pues a excepción de los ANBU en los tejados que lo podían distinguir fácilmente. Había mucha felicidad en simplemente no ser notado o fulminado con miradas de la población en general.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Ya había desactivado su técnica al llegar a la Academia Ninja de Konoha para después empujar las puertas en donde estaba destinado su salón de clases y escuchar las voces de una veintena de estudiantes que ya estaban allí. Todos ellos parecían estar tratando de hablar de otra cosa que no fuera el examen graduación, aunque se dio cuenta de un par de almas nerviosas que estudiaban a última hora.

Su graduación sonaba bien ya que por fin estaba empezando a alcanzar sus metas.

- ¡Soy yo, Perras! - anuncio Kiba mientras inflaba su pecho con aires de superioridad. Chouji se río mientras comía sus papitas. Shikamaru simplemente puso su cabeza sobre el escritorio. Era probable que ya estuviera durmiendo, ver las estupideces de Kiba era demasiado ‘’problemático’’ para el Nara.

- Estas confiado, eh ¿Naruto? – Chouji pregunto de buen humor.

- Y porque no debería de estarlo, compañero – dijo Naruto mientras caminaba por las escaleras de madera hacia su asiento.

Arrojo un rápido guiño a unas cuantas niñas que lo observaban desde la parte superior del salón. Su amplia sonrisa se convirtió en una diabólica, ya que se sonrojaron. “¡Toma eso Sasuke!”.

- ¡Bah! Engreído, eso es lo que eres – ladro Kiba desde su posición. – Sabes muy bien que Akamaru y yo podríamos barrer el piso contigo cualquier día -.

- No estés tan seguro de eso, cara de perro, tú probablemente estarías en desventaja si Akamaru no te acompañara -. Ante el gruñido de Kiba, Naruto levantó la mano. – ¡Ni siquiera te moleste en contestar! Todos sabemos quién lleva los pantalones en su relación. ¿No es así Akamaru? -. El pequeño perro ladro alegremente en respuesta.

Chouji se reía mientras Kiba se quejaba de socios traidores. Incluso Shikamaru dio una pequeña sonrisa. Pero no duro mucho ya que empezó a dormir de nuevo. Naruto se preguntaba ¿cómo un niño tan inteligente fuera tan perezoso?

-¿Quieres de mis papitas, Naruto? – pregunto Chouji. El rubio negó cortésmente. – si estas nervioso, comer puede hacer que dejes de pensar en la prueba, ¿sabes? -.

Naruto negó. La sonrisa de confianza se había desvanecido; y fue sustituida por una mirada de seriedad en el rostro siempre sonriente del rubio. – Aunque no me guste en este momento tengo el segundo lugar en el salón. Y eso cuenta para algo créeme -.

Chouji se encogió de hombros, por lo que Kiba tomó el relevo, después de haber terminado de lamer sus heridas proverbiales. - ¿Estás seguro?... Mi hermana se graduó hace unos pocos años. Y ella se comportaba como una perra en el periodo previo a eso. Dijo que era los más difícil que había estudiado jamás -.

Naruto cruzo de brazos mientras cambiaba a una expresión más analítica. – Tal vez si talvez no. Lo que creo es que el examen constara de tres fases. Escrito, Ninjutsu y Taijutsu. E estado practicando Ninjutsu desde hace un par de años, y mi Taijutsu podría ser el mejor de la clase- Él no estaba presumiendo, estaba indicando simplemente los hechos. – Tengo dos de tres, además mis pruebas escritas no han hecho más que mejorar. Calculo que pudo pasar, incluso si no paso la parte escrita -.

Su propia voz parecía haber disminuido la tensión entre el pequeño grupo. El recuento informal de sus habilidades había recordado a sus contemporáneos que sus calificaciones eran similares, aunque no tan buenas. Eran una alegre banda de inadaptados, pero no eran incompetentes. Al menos no del todo.

La ensoñación momentánea fue rota por el sonido de un chirrido. Naruto hiso una mueca ante las excesivamente ruidosas Haruno Sakura y Ino Yamanka.

-¡Voy a sentarme a su lado! -.

-No, yo me sentare, Ino-cerda -.

-Acaso Tu cerebro tiene grasa por tanta frente –

Muchachas muy lindas, pero era demasiado temprano para que sus disputas sin sentido sobre el asiento ampliamente codiciado junto a Uchiha Sasuke. Naruto hizo una mueca de simpatía por el chico de cabello negro. Él, junto al resto de la población masculina, estaban más que celoso por la maldita suerte del Uchiha. Eso no significaba que quería tener a las arpías “gemelas” cacareando sobre el 24/7.

Las dos se acercaron rápidamente a su objetivo de afecto, y el chico en cuestión parecía no muy feliz. Naruto decidió tener piedad de su amigo por el momento y como idea brillante se le ocurrió.
Observo a Sasuke directamente, hizo cuatro sellos de manos. El Uchiha puso los ojos en irritación. Naruto tomo eso como una señal.

El exceso de velocidad a través de los sellos, Naruto ejecuta una técnica de su libro de habilidades Kawarimi no Jutsu con Sasuke, al mismo instante que Yamanaka Ino reclamaba el codiciado asiento. - ¡Ha! toma eso, ¡fretezota! El verdadero amor prevalece, ¿no es cierto Sasuke-kun? –

Naruto se esforzaba por mantener una cara seria cuando la mirada de triunfo de la rubia cambiaba a una de confusión total en cuanto diviso la ceja levantada de Naruto. Su cabeza observaba cómicamente en todas las direcciones buscado al muchacho que pensó estaba a su lado.

Lo encontró.

La risa entusiasta de Kiba y Chouji, combinado con la boca de espasmo de Sasuke, conectaban los puntos en la mente de la Kunoichi. Ino abrió la boca para fustigar a Naruto, pero fue interrumpida por la entrada de dos personas.

-¡Todo el mundo sentados y callados! – grito Umino Iruka. Ino no tuvo más remedio que quedarse junto a Naruto, mientras que Sakura se sentaba al lado de una temblorosa Hyuuga Hinata. – Es hora de su examen de graduación, así que tómenlo enserio
– fueron las palabras de sabiduría de su maestro con cicatriz en la cara. Mientras que su ayudante Toji Mizuki le entregaba los exámenes a cada uno en silencio.

Naruto ignoro el ceño fruncido que cruzo el rostro del hombre cuando le entrego su prueba. La animosidad entre él y los instructores de la academia no había disminuido en los últimos años. Iruka había empezado a reconocer al niño. Pero Naruto permanecía alerta con el hombre. Si se hiciera amigo de cada persona que de repente lo “Reconociera”, no estaría aquí ahora.

Los intentos un tanto poco entusiasta en la amistad con el hombre de la cicatriz habían desaparecido.

- Tiene una hora. Comiencen -. La voz del instructor de la cicatriz apena perturbaban los pensamientos de Naruto. Abrió la prueba y en silencio consideraba las cuarentaicinco preguntas. Suspiro. “Odio las pruebas”.

Pregunta 1: los dos siguientes centenares de cincuenta por mensaje de seis caracteres necesitan ser decodificados. Determine la cifra necesaria y explique su concepto.

La mente del rubio se filtraba a través de los diversos sistemas de cifrado que conocía antes de decidirse por uno. Fue correcta. Se había ido por la más básica que sabía. Era uno de los tres que les habían enseñado en la academia. El hecho de que hubiese memorizado otras diez más en su tiempo libre hablaba de su dedicación en su nuevo estilo de vida Shinobi.

Pregunta 2: la posición del Shinobi A con respecto a la posición del Shinobi B se define por la siguiente ecuación. Derive las funciones de velocidad y aceleración de la función posición en relación con el tiempo.

“¡Nunca pensé en estar en una violación matemática!”. Odiaba las matemáticas. Era tedioso, aburrido y casi inútil en la práctica. ¿Cuándo iba alguna vez a derivar una ecuación en una pelea? Nunca. Afortunadamente, tenía un pequeño atajo cortesía de la biblioteca. “¡N veces A veces a la Perra t n-1! ¿Quién necesita las matemáticas?

Pregunta 3: teniendo en cuenta la ecuación derivada, calcular la velocidad instantánea y la aceleración cuando el tiempo es igual a 2,7 segundos, con una Shuriken lanzada desde el Shinobi A al B.

“Definitivamente sin comentarios. Pero pan comido remplazo t y listo”.

Pregunta 4: teniendo en cuenta la altura del Shinobi A y la distancia entre él y el Shinobi B, dibujar la parábola apropiada, que describa el movimiento de una Shuriken lanzada desde A hasta B.

“Mierda…” no podía hacer esta. Recordaba vagamente la clase que dio Iruka sobre el movimiento de una Shuriken, pero solo vagamente.

Pregunta 5: describa que efecto tubo las relaciones entre Konoha-Kusa en el estallido de la guerra secreta. Utilice el espacio de abajo y descríbala en menos de 200 palabras.

Ah, la historia, era aburrida, pero bastante fácil, se lo había memorizado todo, fechas y nombres. No tenía ninguna importancia real en el campo, sin embargo. Naruto suponía que era importante saber si estaba en el servicio administrativo.

Y así las preguntas continuaban. Naruto había logrado responder casi todo menos 8 de las preguntas de la prueba. Las cuestiones más practicas eran bastante fáciles para el rubio, mientras que las matemáticas y la física era lo opuesto para él. La historia estaba en algún lugar en el medio.

Intercambio asiento con Sasuke que tenía un aspecto aburrido, y un aún más aburrido Shikamaru que tenía que recoger la pruebas. A hora el instructor daba pasa las pruebas de taijutsu y estaba ansioso por ver que tanto rebelaría Sasuke. Los dos eran mejores de lo que se permitían mostrar en clases.

-¿Qué les parece? – pregunto al grupo de Shikamaru, Chouji y Kiba. Sasuke estaba un poco más delante de ellos y era poco probable que participara en la conversación. Era amigo de Naruto, no de los demás.

-No está mal -, - problemático – y - quiero un pedazo de torta – fueron las respuestas recibidas por Naruto. Era todo lo que realmente esperaba que digieran sus amigos.


-Todo prepárense la prueba de taijutsu comenzara en este mismo instante, su prueba un combate contra Mizuki, y lucharan hasta que considere que he visto suficiente. Ya conocen el procedimiento. No se contengan y buena suerte – dijo Iruka con una gran sonrisa.

El tiempo pasaba y los alumnos también, sus compañeros de bromas habían pasado, era algo bueno por lo menos.

El rubio observaba desapasionadamente como Sasuke se movía alrededor de Mizuki. Su club de fans le estaban animando desde las gradas. Por primera vez Naruto envidiaba la gracia inherente del prodigio. No importaba lo mucho que trabajaba o entrenara, sabía que Sasuke siempre sería mejor que el cuándo a combate mano a mano. La gracia no se puede enseñar.

“¡Bastardo con suerte!”.

Sus ojos no cambiaban mientras observaba a Sasuke tomar la ventaja con un golpe bien colocado que empujo a Mizuki a tropezar. Pero Iruka aún no consideraba suficiente la caída de su compañero Chuunin. Resoplo cuando Sasuke planto su rodilla en el estómago del hombre para terminar el encuentro. Mizuki por otra parte no parecía muy feliz con la decisión de su compañero.

Sasuke no mostro mucho más de lo que había mostrado a lo largo de la academia. Naruto haría lo mismo, además Iruka y Mizuki no eran muy buenos en cuanto a taijutsu se tratará, no entendían como habían llegado al rango de Chuunin y peor aún dar clases.

Ahora era el turno del ultimo estudiante como siempre el puesto lo ganaba Naruto.

-Empiecen –

Naruto salto de inmediato hacia adelante, lanzando una patada con fuerza a la cara de Mizuki. Fue bloqueado, aunque para satisfacción de Naruto una mueca de dolor apareció en la cara del hombre. El peso extra que tenía en los tobillos habían hecho su trabajo.

Naruto cambio su centro de gravedad en el aire y con una patada descendente con el talón golpeo la cabeza de Mizuki que enterró su rostro contra el suelo. Naruto aterrizo con gracia mientras Mizuki rodaba por el suelo buscado seguridad en la distancia.

Mizuki se acercó rápidamente intentando golpear al rubio que redirigió con calma un golpe que iba dirigido hacia su garganta y así meterse en dentro de la defensa del hombre dando un golpe sólidamente conectado, Mizuki perdió el aire ante el golpe Naruto añadió otro golpe a la colección en la cara del Chuunin. Todo era bueno. Mizuki no era tan rápido como Lee.

Naruto salto por encima del hombre y con una patada baja desequilibro al hombre después enrollar su cuerpo en una haymaker controlada. “¡Control y desarrollo! Deja que el peso del cuerpo y la flexibilidad sean tu poder”. El haymaker dio en el blanco con un golpe, Naruto siguió con otro barrido rápido a las piernas del hombre.

Mizuki aterrizo pesadamente en el piso, pero se recuperó rápidamente. Naruto frunció el señor mientras luchaba podía acabar con el hombre utilizando una técnica llamada Konoha Senpuu que le había enseñado Gai-sensei. No era necesario para esta pelea, se dijo. El rubio se preguntaba porque la pelea no había sido concluida. Sin duda él había hecho un buen espectáculo hasta el omento.

Un rápido vistazo a Iruka mostro una mirada calculadora en los ojos del hombre. Naruto sonrió un poco. Probablemente era para saber cuánto había avanzado en realidad.

La idea fue disuelta mientras le daban un puñetazo en la cara. Maldijo su falta de atención. Sasuke no habría hecho eso.
Mizuki detuvo su embestida al sentir un golpe a nivel de su estómago. Naruto había trabajado en alguna técnica de Tai Chi. La transferencia del peso corporal, el rubio redirigía toda la cantidad de movimientos de Mizuki lejos de él. el hombre se tambaleaba y la inercia se hizo cargo.

El instructor no sabía que le había golpeado cuando Naruto aprovecho la oportunidad y le enterró su pie en la espalda. El muchacho no podía evitar la satisfacción de forzar a su maestro a comer tierra.

-¡Termino el encuentro! – dijo Iruka. El hombre parecía realmente impresionado. Una cosa era dejar K.O a sus compañeros de clases, pero dejar K.O aun Chunin eso era impresionante.

-Ino Yamanaka – fue llamada cuando Naruto estaba saliendo del anillo recibiendo los aplausos córtese del resto de la clase. Sasuke estaba sonriendo. Kiba estaba aullando. Chouji se veía feliz y Shikamaru, bueno Shikamaru parecía aburrido-

-¿Qué tal, Sasu-chan? – pregunto con una sonrisa burlona.

-Hun. No está mal, dobe, pero te dieron un buen golpe en la cabeza. ¿Me pregunto si te habrán dejado más estúpido de lo que ya eras?- Naruto se rio.

– lo que digas hijo de puta, lo deje K.O de todos modo -

El chico en cuestión giro la cabeza. – yo también lo hubiese dejado inconsciente, idiota –

-¡bah! –

El resto del grupo veía la riña con diversos grados de diversión. Era bien sabido que Naruto era prácticamente la única persona con la cual Sasuke se llevaba bien, y que sus peleas verbales nunca pasaban a mayores.

Ino había terminado su pelea satisfactoriamente contra Iruka. Naruto sonreía mientras molestaba a la chica rubia animándola de una manera detestable. Ella fruncía el señor con veneno, mirándolo como si fuera algo que debía de ser borrado de su sandalia.

Era divertido irritarla a veces.

Naruto con calma aceptaba una bolsa de patatas frita que Chouji le obsequiaba mientras eran trasladados a otra zona en la academia. Todo lo que quedaba era la prueba de Ninjutsu. Naruto no estaba preocupado.

Se les dijo inmediatamente que se centraran y se prepararan para la última parte de la prueba. Al parecer los examinadores querían terminar con esto. Era ya casi hora para el almuerzo y Chouji estaba angustiado.

-Que problemático eres Chouji…escucha, nuestros nombres están de primero en la lista terminemos rápido para que vallamos a comer yo invito – sugirió Shikamaru a su amigo

Naruto observo divertido de como los ojos del chico se iluminaban con gran determinación renovada, Chouji era demasiado fácil de manipular. El usuario de las sombras era particularmente hábil para ello. Los dos se conocían casi desde que nacieron.

Una sonrisa apareció en su rostro recordando su tiempo en la academia y de cómo sus opresores Chunin habían dado su mejor esfuerzo para desalentar su aprendizaje durante años. Habían sido unos largos, duro y tedioso cinco años, pero se había convertido en…

-Uzumaki Naruto – llamo Iruka. Después de recibir el llamado Naruto entro lentamente al salón. – Vamos a ver, el Henge de una persona de su elección – ordeno el instructor de la cicatriz.

Naruto hizo tres sellos de manos. Y fue remplazado por el neutral y formal Sandaime Hokage. Iruka caminaba a su al redor por un momento para inspeccionar la imagen. Su técnica era perfecta.

-Muy bien Naruto ahora quiero que te intercambies con la silla que está a tu izquierda – el hombre hizo un gesto a el objeto mencionado anteriormente.

Realizo los cinco sellos de mano con poco esfuerzo para que un segundo más tarde una silla estuviera en su posición. Iruka parecía impresionado. No había habido ningún tipo de humo o ruido para acompañar a la técnica, parecía que Naruto había llegado a dominar los Jutsu de la academia a un nivel superior al de sus compañeros de clases.

-Bunshin no Jutsu, tres por favor –

Naruto hiso cinco sellos y cuidadosamente regulando su chakra. Tres clones perfectos brillaron en vida junto a él, Naruto no podía contener su euforia.

La ultima técnica era la pero que le salía. Eso hasta que se topó con el concepto misterioso y frustrante conocido como control de chakra. Dos meses, tres árboles, y un sinfín de hojas más tardes, Naruto había dominado el Bunshin.

-¡Yatta! –

Iruka no podía evitar sonreír ante el entusiasmo del chico – felicidades Naruto, ahora oficialmente eres un Shinobi de Konoha Gakure no Sato. Toma tu bandana que está a la derecha y el tique necesario para la oficina de administración para su papeleo necesario. Que la Voluntad del Fuego te acompañe –

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

-Bueno Naruto estoy muy contento por tu graduación – el rubio asintió. Sus ojos brillaban de un azul eléctrico en la pequeña tiende de Ichiraku Ramen.

-Gracia viejo… supongo que hasta yo tengo algo de suerte abecés – respondió con una sonrisa.

-Bueno, te ofrecería un tazón de Ramen gratis, pero me temo que el negocio no ha ido bien desde que mi mejor cliente dejo de venir constantemente – el viejo tenía una leve sonrisa en su rostro mientras lo decía. Naruto no le creyó al viejo ni por un segundo.

- Por favor, viejo, sé que le ha ido muy bien últimamente incluso Ayame-chan me dijo que estaba planeando una expansión – dijo Naruto con una sonrisa.

-¡Bah! Ayame, ¿qué te dije sobre filtrar información confidencial? –

-¡Es Naruto, papa! Además, no se iba a mantener en secreto por mucho tiempo – la voz de Ichiraku Ayame salía de la cocina mientras ella y Naruto reían a carcajada.

-Mmm, tengo la sensación de que están conspirando contra mí –
Naruto reía junto con la pequeña familia. Era increíble como dos personas y un humeante plato de Ramen podrían hacer que se sintiera como en casa. No podía imaginar otro lugar donde preferiría estar para celebrar su graduación.
La campana sonó en la caseta. – Bienvenido a ¡Ichiraku Ramen! ¿en qué puedo ayudarle?

-Un plato de Ramen de cerdo, por favor – ordeno una voz familiar para Naruto.

-Qué bueno volver a verlo por aquí Iruka-san –

Los ojos de Naruto voltearon a ver los marrones de su sensei. – ¿Iruka-sensei? –

-Naruto sabía que te encontraría aquí – dijo el hombre de la cicatriz casualmente, Naruto noto un matiz de duda en la voz del hombre. El Chuunin suspiro antes de mostrar una pequeña sonrisa – Quiero felicitarte de nuevo por pasar el examen. Superaste las expectativas de muchos, incluso las mías –


-Muchas gracias, pero felicitarme no justifica el haberme estado buscado, ¿hay algún problema? – respondió el rubio estoicamente.

Iruka se quedó en silencio durante unos momentos mientras sorbía su Ramen. – Tienes razón, supongo que solo te estaba buscando para disculparme –
Eso detuvo a Naruto de seguir comiendo.

-Yo sé que te trate como basura cuando llegaste por primera vez a la academia, y no te trate mucho mejor después, pero supongo que me vi una versión más joven de mí mismo –

-¡De ninguna manera! Iruka sensei el hombre implacable de las reglas ¿era un bromista? –

-Créelo – declaro el hombre – De todos modos, supongo que era más difícil tratar contigo que con los demás. Por supuesto no justifica mi comportamiento, pero espero que después de esta confesión nos llevemos bien en un futuro. Me gustaría mantener una buena relación con todos mis estudiantes, y seria negligente si hubiera algún roce entre nosotros -.

Naruto se sorprendió. De todas las cosas que hubiera esperado una disculpa de su antiguo maestro no estaba en la lista. Mientras que él no tenía ningún apego hacías sus antiguos instructores, él no los odiaba, había superado todo gracias a los esfuerzos de los hombres que lo querían ver fallar. Tal vez era hora de enterrar el hacha de la guerra, ya que sus disculpas parecían sinceras.

El rubio sonrió – Disculpas aceptadas -.

-¿Enserio?


-Todo lo que sucedió en la academia ahora para mi es agua pasajera, supongo. –

Una genuina sonrisa ilumino el rostro del hombre de la cicatriz – es bueno escuchar eso Naruto –

-Je bueno es que voy a estar cumpliendo misiones junto con usted dentro de algunos meses. Non tiene sentido no ser capaz de trabajar con un compañero de equipo en un futuro – el rubio sonrió ampliamente.
Iruka se rio a carcajadas – La humildad no es uno de tus puntos fuertes. ¿Qué te hace estar tan seguro de que serás Chunin dentro de unos meses? –

-Me pareció que era obvio, Iruka-sensei. Soy impresionante –
El Chunin se abstuvo de darle un zape al niño – harías bien en frenar ese gran ego tuyo, tal vez eres un Genin, pero te falta un largo camino que recorrer antes de ser un Chunin –

-¡Bah! Usted sabe que soy bueno, además deje inconsciente hoy a Mizuki –
Iruka se rio antes el entusiasmo del chico. El de hecho había sido testigo de la derrota de su ayudante y estaba más que impresionado por las habilidades que niño demostró. – Naruto, Mizuki se estaba frenando contra todos ustedes. Estoy seguro que el resultado hubiese sido diferente si él hubiese ido enserio –

“Si usted supiera” pensó el niño. – Mmm, tal vez – el chico se encogió de manera infantil.

-Bueno dejando eso de lado has hecho una buena actuación, al igual que tu compañero de entrenamiento – Naruto levantó una ceja. ¿Acaso Iruka sabía que el Sasuke entrenaban juntos?

Ante la mirada interrogante del niño el hombre hablo – ¿por favor Naruto crees que no notaríamos su incremento de habilidad en comparación sus otros compañeros?... dame un poco de crédito ¿quieres?... es una última lección nunca subestimes a nadie. No importa si son amigos o enemigos – Naruto asintió una vez, pensando en el consejo.

Cualquier repuesta que el chico hubiera tenido fue interrumpida por la aparición de una Chunin. Se veía ojerosa y muy cansada.

-Iruka-san, el Hokage ha ordenado a todos los Chunin en servicio activo a que se reporten de inmediato –

-¡Cálmate Komugi, que paso! –


-¡El pergamino prohibido del Shodaime Hokage fue robado! – respondió la chica que parecía estar al borde una hiperventilación.

-¿Quién es el sospechoso? – pregunto Naruto.

La chica ni siquiera miro quien hiso la pregunta solo contesto -Uzumaki Naruto fue visto salir del edificio junto con el pergamino-
Naruto e Iruka intercambiaron miradas – Um… Soy Uzumaki Naruto. He estado aquí por más de media hora – dijo Naruto con incertidumbre. Su mente estaba tratando de pensar en la posibilidad de que alguien se disfrazó como él y así inculparlo en el robo.

Komugi, finalmente se dio cuenta de la presencia de Naruto y saco un Kunai de inmediato.

-Tranquila Komugi puedo dar fe de la inocencia de Naruto. A estado conmigo durante los ultimo vente minuto –
Naruto apenas retuvo una mueca de disgusto al ver como la Chuunin obedecía a Iruka sin pensarlo dos veces. La chica claramente no estaba pensando bien. Ese tipo de toma de sediciones podría hacer que te maten en una fracción de segundos en una misión. “talvez está muy nerviosa qué más da”.

-Tenemos que informar al Hokage inmediatamente. Él tiene que saber que Naruto es inocente -.
Naruto asintió brevemente. – mi apartamento esta de camino. Me pasare a conseguir algunas cosas – Alguien estaba tratando de inculpar a Naruto por alta traición. Era razonable pensar que el niño quisiera estar preparado para cualquier eventualidad.

-Hazlo rápido –

El rubio deslizo un Kunai oculto a través de su mano mientras se acercaba a su apartamento, Iruka y Komugi estaban detrás de él. No tenía que haber sido tan discreto. Ya que la persona que había logrado colarse en su departamento no lo había sido. Naruto maldijo mientras estudiaba la puerta abierta.

Él se dirigió tranquilamente hasta su cama. El intruso almenas no había hecho un lio con sus cosas, pero era obvio que quien fuera el que entro a su departamento esperaba que el estuviera allí. Probable mente quería matarlo antes de hacerse pasar por él.

Afortunadamente, no había estado allí, él savia que era fuerte para un Genin, pero no contra un profesional. La única verdadera prueba de su visita era la puerta abierta, un error descomunal probablemente cometido por la frustración.
Se dejó caer sobre sus rodillas al lado de su cama, mientras removía lo que parecía ser una tabla falsa en el piso de ahí saco una bolsa de Kunai para la pierna y re-requipo todo su arsenal. Su nuevo y brillante hitai-ate estaba atado con seguridad a su frente.

-Estoy listo –

-Vamos el Hokage necesita conocer el alcance completo de la situación – Iruka era el líder del grupo improvisado.

Los tres aceleraron por los tejados de Konoha a una velocidad difícil de seguir. Si Iruka estaba sorprendido de que Naruto le pudiera seguir el paso fácilmente, no lo demostró. Komugi sin embargo sí lo hizo.

El tiempo paso como un borrón para Naruto. Había sobrevivido a un intento de asesinato cuando era más pequeño y había sido salvado de otras por pura suerte.

No podía evitar sentirse agitado, pero no era momento de pensar eso ya que estaban enfrente del Sandaime.

-Hokage-sama – Iruka se arrodillo

-Guarda tus palabras Iruka-kun, creo que tengo una idea de la situación en la que estamos – dijo el Hokage, con su voz grave y neutral Naruto no podía estar seguro, pero pensó que el anciano parecía aliviado de verlo donde estaba. – supongo que puedes dar fe de la inocencia de Naruto-kun ¿Verdad? –

-Si Hokage-sama Naruto y yo estábamos comiendo en Ichiraku Ramen cuando ocurrió el crimen. No pudo haber sido él. y el señor Ichiraku puede verificar esto. –

El anciano asintió ante la aclaración. – Muy bien, aunque eso significa que la situación es más grabe. Los Chunin piensa que van tras un recién graduado de la academia. Ahora tenemos que asumir que un Shinobi mucho más capaz ha penetrado nuestras defensas –

-Hokage-sama, el infiltrado fue hasta mi departamento, talvez con la intención de asesinarme y luego cometer el robo o secuestrarme, lo que quiero decir que si llama a alguien del clan Inuzuka talvez aíslen su olor. -
los viejos ojos parecían mirar atreves de él. Naruto se removió nerviosamente ante la leyenda. Había pasado un tiempo desde que había hablado con el Sandaime, y las circunstancia estaban lejos de ser alegres.

-¿Hay alguna evidencia de que estuviera en tu departamento? -

-La puerta estaba abierta cuando entre – La información hiso que el Hokage se tomara un momento para pensar. Cuando hablo su palabra eran ciertas – Entonces estamos tratando con alguien de la aldea. Un infiltrado no habría sido tan descuidado en su ejecución, sobre todo si el ataque iba a producir resultados, además de que te eligieron a ti específicamente para ser chivo expiatorio. – Naruto estaba confundido. Él sabía que no les agradaba a muchos en la aldea, por razones desconocidas, pero ¿por qué alguien un motivo para incriminarlo? No tenía sentido.

-Hiro, Iroh, reporta a la sede de información y al equipo Alfa de la situación, tenemos un traidor en casa y está en posesión del pergamino prohibido de sellos. –

-Si Hokage-sama- los ANBU salieron a toda velocidad, casi invisible a los ojos de Naruto.

-Iruka, Komugi, infórmenle el clan Yamanaka, precisamente a Inoichi Yamanaka. -

Los Chunin se apresuran hacia el complejo Yamanka, pero antes Iruka observo a Naruto.

Naruto se removió nervioso frente al Sandaime. El anciano parecía ajeno a la incomodidad del chico. El simplemente se quedó mirando a el monumento de los Hokage delante de el en silencio pensativo. Naruto no dijo nada.

Después de lo que parecía ser una eternidad de espera, el Sandaime suspiro. Todo su cuerpo pareció encogerse mientras dejaba escapar el aliento. – Camina conmigo, Naruto-kun, siento que estas más seguro con mi presencia esta noche, y me gustaría beber una taza de té en mi oficina. No sabes las maravillas que hace con los nervios de un anciano -

Naruto se quedó en silencio mientras seguía la estela del Sarutobi. El hombre caminaba rápidamente atreves del pasillo del edificio. Finalmente, el Sandaime le llevo a la oficina grande y circular, donde pasaba la mayor parte de sus días, se sorprendió al ver una olla humeante de té esperando por ellos cuando llegaron.

-La protección del Hokage tiene muchos beneficios – dijo al niño mientras serbia el té – Y como pequeño secreto, los ANBU no sirven solo para hacer misiones también preparan un increíble té – sonrió con ironía ante la expresión de incredulidad en el rostro del chico.
Para Naruto la imagen de los guardias de elite del Hokage haciendo su té era demasiado divertida.

-De hecho, muchos de los novicios ANBU se sorprenden cuando sus superiores los mandan a hacer mandado para mí. Creo que los miembros más antiguos lo consideran como algún tipo de iniciación – el Hokage mantuvo su sonrisa todo el rato, bebiendo su té con un aire ausente.

-Naruto-kun. Ahora, estoy seguro de que te estas preguntando de que se trata todo esto-

-De hecho, si – reconoció el cambio en el tono, y volvió a un enfoque más normal.

-Camina nuevamente conmigo por favor – una vez más, Naruto siguió las ropas blancas del profesor a través del edificio. Ellos se detuvieron frente a una puerta cerrada con un patrón inscrito en la madera envejecida. Sarutobi hizo algunos sellos antes de que sus dedos se iluminaran en un especifico patrón-

Naruto observaba, fascinado por el visible chakra, como el Hokage pasaba sus dedos sobre el patrón de la puerta. El patrón a hora identificado como un sello de algún tipo, se ilumino con destello segador azul. Las puertas se abrieron, obedientes, revelando numerosos estantes casi del doble de tamaño de Naruto.

-Esto, Naruto, es la biblioteca de los Hokage – los ojos de Naruto se iluminaron ante la perspectiva de estar ante la biblioteca súper secreta que estaba reservada para los Hokage. – “talvez podría tomar algo sin que el viejo se dé cuenta” – pensó con entusiasmo. Era imposible saber qué tipo de técnicas increíbles que están ahora ante él.

-Ahora, antes de que te entretengas planeando en robar algún pergamino de advertirte que el sello de la puerta funciona como una cerradura, si tomas algo automáticamente se cerrara – la mirada severa en el rostro del Sarutobi elimino cualquier pensamiento de robar algún pergamino en Naruto.

-Cada Hokage ha contribuido para esta biblioteca, pero hubo un hombre que lo llevo a grandes escalas, el Shodaime Hokage – no era llamado profesor por nada. Naruto perdió de vista al anciano mientras desaparecía detrás de una gran plataforma. – en este lugar están los Ninjutsu personales de los anteriores Hokage, notas de guerras en las cuales participaron… el pergamino prohibido de sello – termino mientras se desplazaba a la parte posterior de la habitación.

Los ojos de Naruto se abrieron con incredulidad al ver el pergamino ¨Supuestamente robado¨

-pero… pensé… ¿Cómo? – farfullo
la sonrisa irónica regreso. – ¿realmente pensaste que información tan valiosa estaría al alcance de cualquiera?... me temo, que el ladrón solo tiene un señuelo.

-¿Entonces por qué los ANBU? – pregunto Naruto.

-El intento de robar este rollo es todavía alta traición, Naruto-kun, independientemente si es el original o no. Eso, y el señuelo tiene unas formidables defensas propias. Las cuales necesitan cierta habilidad para eludir. Yo prefiero confiarle el ladrón a mis ANBU, en lugar de un grupo de Chunin, la mitad de lo los cuales son primerizos. El argumento del Hokage era razonable y lógico.

-¿Por qué estoy aquí, Hokage-sama? – finalmente dejo escapar. No tenía más nada que decir. Aparte dela cuestión de protección, estaba bien pero todavía no entendía por qué estaba allí.

El Hokage suspiro pesadamente. – esto, Naruto-kun, es a lo que quiero llegar -. Sarutobi canalizo su chakra en una hoja de papel que desaprecio y fue remplazada por cuatro diseños complejos.

Eran cuatros inscripciones, Naruto pensó que podían ser algún tipo de sello, tenía varias notas garabateadas cercanos a ellos. 3 de Los diseños parecían de otra época a los ojos inexperto de Naruto, y el ultimo se veía como una combinación de los tres últimos.

-¿Qué son? – se agacho para ver mejor los garabatos. Su cerebro estaba tratando de leer las notas adyacentes a los diseños con poco éxito. Parecía como si los hubiesen escrito con apuro. Vagamente leía la palabra ¨Demonio¨, ¨Chakra¨ y ¨Sello¨.

-Sellos Naruto-kun – respondió Sarutobi mientras se agachaba para estar a la altura del niño. – a la derecha Hakke Fuuin, Shiki Fuuin el de la izquierda Shiki Fuujin y en el medio está el Shishou Fuuin que los convierte en uno- dijo mientras señalaba el sello.

-¿Qué hacen? – el interés de Naruto despertó. Tenía que haber una razón para que el Hokage de contar tales secretos.

-Básicamente sellan chakra de diversas maneras. Cada forma es especifica. El Hakke Fuuin, Shiki Fuuin y el Shishou Fuuin son bloqueadores y pueden regular chakra. Juntos forman el etilo de sellado de ocho trigramas – sonrió antes la confusión de Naruto.

– No tienes que saber los detalles, aunque puede ser de gran ayuda aprender de ellos en un futuro, lo que si te puedo decir es que este estilo sirve para sellar grandes cantidades de chakra -.

Naruto asintió y se volteo de nuevo a las notas indescifrables.

-El tercer sello el Shiki Fuujin, convoca al dios de la muerte- la cara de Naruto estaba en shok. Sarutobi asintió con gravedad. – oh, sí. Ahora entiendes por qué este pergamino esta tan seguro. Esta información en otra aldea Shinobi seria problemático para Konoha –

-De cualquier manera, el Shiki Fuujin es un contrato con el Shinigami. Uno literalmente puede rasgar el chakra, alma o ambos de cualquier persona o ente viviente que el usuario desee. Pero el precio es su propia alma por supuesto- Naruto sabía que había algunas que otras técnicas súper poderosas que existieran. Pero un contrato con el mismísimo Shinigami era algo increíble de creer. El hizo una nota mental para estudiar el Fuinjutsu en algún momento de su vida.

Los detalles, por supuesto, hicieron de este encuentro aún más confuso para el niño.

-Es impresionante todo esto, pero ¿porque me cuenta secretos de rango súper S a mi Hokage-sama? – debía de ser importante. Este tipo de información no se le confiaba aun novicio Genin por ninguna razón. Naruto sabía que era bueno, pero esto era simplemente ridículo. Se había enterado que los sellos podían sellar chakra tan grandes como el de los nueve Biju. ¿Por qué el necesitaba saber algo como esto?

-El anciano tomo asiento frente a él en el suelo. – Dime Naruto-kun, ¿Alguna vez has uno de estos sellos antes? – Naruto negó rotundamente, recordaría a ver vistos sellos tan complejos. – Bueno, entonces, supongo que es mejor empezar desde el principio. –
La leyenda suspiro pesadamente, mientras Naruto experimentaba una sensación extraña.

-Hace algún tiempo ya, para ser más exactos el 10 de octubre el Zorro demonio de las nueve colas apareció en Konoha, un ser tan poderoso con chakra malvado. Para luchar contra el demonio, los Shinobis se reunieron para detenerlo. Pero era imposible hasta que un hombre apareció, ese hombre valiente sello al demonio en un niño que nación ese día, el hombre murió debido el contrato con el Shinigami. En su último aliento dijo que el niño debía de ser tratado como un héroe ya que era el carcelero de la horrible vestía –

Los ojos marrones de Sarutobi se clavaron en los ojos horrorizado de Naruto, su mente salto a la conclusión obvia al término de la historia. El niño había oído la historia lo suficiente como para captar la redacción diferente que utilizo el Sarutobi.

-El hombre que sello a la bestia era el Yondaime Hokage y el niño carcelero eres tu Uzumaki Naruto-
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

-Es importante que recuerden que la vida de un Shinobi está llena de muchos obstáculos. Deben Apreciar y perfeccionar su habilidad, pero lo más importante, cuidarse el uno al otro. La vida puede ser corta en este campo, y les haría bien recordar confiar en sus compañeros y amigos tanto como lo hacen consigo mismo – termino su discurso Iruka recibiendo una breve inclinación de cabeza en el salón de clases.

-Ahora, los equipos son…-
Naruto se había desconectado desde que su sensei empezó a anunciar los equipos. La noche anterior había sido tanto horrible como reveladora. El conocimiento de que había un demonio sellado dentro de él, era información cono iba a conocer fácilmente por allí.

El Sandaime le había dicho que la información solo la sabia las personas involucrada con el incidente, la nueva generación no conocía nada de esta información gracias a una ley que el mismo Sandaime había impuesto hace un tiempo atrás. Pero al menos Naruto ahora tenía una razón de la cual aferrarse. Por fin sabia la verdad de porque toda la aldea le odiaba.

Su opinión sobre las personas de Konoha había cambiado. Solo son un grupo de idiota ya que era como pensar que el recipiente del Ramen y el Ramen eran la misma cosa. Era ridículo.

Había querido saber más, como ¿Por qué fue elegido?, pero había sido interrumpido por la aprehensión del traído que no era más que Mizuki. Él Hokage le dijo que se retirara pero que tenía una invitación permanente a hacer cualquier pregunta. Era una oferta generosa, que utilizaría después.

El resto de la noche había estado en la cabeza de piedra del Yondaime, su ídolo. Era difícil pensar en el hombre como algo más, pero su visión del héroe se nublaba por la ira. ¿Por qué lo eligió precisamente a él? Sin duda otra historia.

-Equipo siete – llamo Iruka - Uchiha Sasuke, Haruno Sakura y Nara Shikamaru, dirigidos por Hatake Kakashi –

-Equipo ocho… Abúrame Shino, Hyuuga Hinata y Akimichi Chouji, Jounin Yuhi Kurenai – Naruto estaba viendo cosas, ¿Iruka se había ruborizado con el nombre de la Jounin?

-El equipo nueve todavía está en circulación des el año pasado, por lo que, el equipo diez… Inuzuka Kiba, Yamanaka Ino y Uzumaki Naruto… - Iruka cerró los ojos con el chico rubio mientras le daba un sonrisa -… Jounin Sarutobi Asuma-
Naruto se echó para atrás mientras miraba a sus dos compañeros de equipo. Kiba se veía feliz con la selección. Ino por otra parte tenía el ceño fruncido ante una Sakura sonriente.

-Ahora son todos Shinobis de Konoha no sato. Les deseo suerte y que arda la voluntad del fuego –
1 x

jok-kun
Sannin
Sannin
Avatar de Usuario


Mensajes: 1046
Registrado: Mar May 24, 2016 10:06 pm
Ubicación: En algún plano de la existencia mirando el cielo y preguntándome...¿qué es la vida?
x 15
Sexo: Masculino - Masculino

Sobreviviente

Mensaje #5 por jok-kun » Lun Oct 17, 2016 6:46 am

Se notan los cambios y me halaga que tengas mi opinión en tan alta estima, no soy tan bueno solo tengo más experiencia escribiendo solo eso si fuera bueno no tendría tantos errores por falta de atención pero gracias por reconocimiento, por otro lado me alegra que estés mejor de salud y puedas continuar con normalidad tu día a día.

La historia en sí se pone mejor y mejor con cada cap esta bueno este cambio de equipos, eso sí espero que los personajes no pierdan protagonismo por no estar en el team de Naruto, no sólo los principales sino todos en general que me gusto que los mantuvieras fieles a su esencia, por otro lado asuma de jounin sensei de Naruto y no hay trio ino shika chou este año interesante cuanto menos. Sería bueno ver a Naruto aprender con el tiempo usar las cuchillas de asuma y combinarlas con su naturaleza elemental (sería interesante en el fic verlo dominar otra cosa que no sea futon como raiton o suiton y capaz algún día en futuros Caps dominar él elemento velocidad que aparece en la peli de shippuden de la voluntad de fuego y es una idea desperdiciada muy buena para así crear su propio estilo de taijutsu veloz sin tener que tirar de las puertas del loto que le hacen daño al cuerpo amén de que pueda aprender hasta la tercera puerta) pero esto son ideas mías no más haz la trama como te guste

Por otra parte haz mejorado respecto al cap pasado si bien hay palabras mal escritas y otras faltan revísalo con más cuidado al cap antes de subirlo, aún así lo entiendo por qué es difícil que uno note todos sus errores cuando lo escribe o cuando lo revisa pero con suficiente atención se puede lograr (yo lo he hecho pocas veces pero lo he hecho) eso o conseguirse un beta reader que lea y corrija por ti, pero de momento no es nada grave y creo que son simples fallas que puedes solucionar tu mismo.

Nuevamente ha estado interesante el cap y no puedo esperar a ver cómo se desarrollan los hechos con todos estos cambios

Nos vemos suerte e inspiración
1 x
"...No hay mejor espejo que refleje al hombre que sus propias palabras..."
Imagen

sennin_naruto
Sannin
Sannin


Mensajes: 1011
Registrado: Mar May 24, 2016 5:24 pm
x 1
Sexo: Masculino - Masculino

Sobreviviente

Mensaje #6 por sennin_naruto » Lun Oct 17, 2016 10:25 pm

yo concuerdo con jok-kun, hay muchas faltas de ortografia que creo que serias capaz de corregir si le dieras un buen repaso antes de colgarlo.
En cuanto a la historia me parece muy interesante un Naruto que entrena por sus propios medios para intentar sobrevivir despues de recibir el consejo de Itachi.
Me gusta que hayas puesto a Naruto junto a Kiba, ya que me parece un buen personaje que Kishimoto dejó en el olvido (como casi todos) y junto a Ino la cual parece ser que sera´ el romance del rubio. A ver como reacciona en los proximos capitulos el rubio despues de saber que tiene al Kyubi en su interior y si se lo confesara a su nuevo equipo.

Con ganas de leer el próximo capitulo! nos leemos :)
1 x


Volver a “Fanfics [+18]”

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 2 invitados